Las nuevas mañanas

Me pican los ojos

ante el desconcierto

de las nuevas mañanas.

Quizá son las briznas de polvo

que entran cuando se abren las ventanas.

Quizá es el estruendo del circo

que doma leones al iniciar las semanas.

Quizá es el sueño aletargado

de existencias tiradas a las palanganas.

O quizá es el viento frío

que escupe a la cara mil añoranzas.

O quizá el complejo escozor de la vida,

de lo mucho que pierdes y lo poco que ganas.

quizá sea por todo

o quizá sea por nada,

pero a mí me pican los ojos

ante el desconcierto

de las nuevas mañanas.

captura-de-pantalla-2016-09-27-a-las-10-41-35
Google Images
Anuncios

Hermosas carencias

En este rincón, inhóspito y gris,

taciturno y recostado,

pensativo y cansado,

quiero expresar mi sentir

sin saber bien qué decir.

Con el paso de las horas

el mundo se vuelve extraño

y el vecino un ermitaño

que tira basura huraño

entre miradas traidoras.

No me gusta hablar en la noche,

prefiero mejor callar

y ver a una mujer llorar

mientras observa marchar

a su sonrisa en un coche.

Mi perra tampoco ladra,

sólo olisquea y camina

hacia un repartidor cuya rutina

le hace entristecer las retinas

porque su existir no le cuadra.

Supongo que así son las cosas

cuando la realidad se oscurece,

la vida ya no se estremece

ante aquello de lo que carece:

Verdades hermosas.

captura-de-pantalla-2016-09-18-a-las-23-53-24
Google Images

 

Cenicienta

Cenicienta

de mirada escondida,

de párpado anegado,

de maquillaje agrietado,

de sonrisa sin partida.

Cenicienta

de paso desbocado,

de senda ensombrecida,

de esquina retraída,

de destino incontrolado.

Cenicienta

de imaginación interrumpida,

de corazón inexplorado,

de valor ilimitado,

de alma sugestiva.

Cenicienta

de sueños oprimida,

cenicienta

siempre agradecida,

cenicienta

tú, mi amiga…

captura-de-pantalla-2016-09-15-a-las-19-27-42
Google Images

*A ti, mi amiga 🙂

Pero más sana…

A veces se descompensa el azúcar

glasé de la ensaimada

que me tomo en el desayuno,

esas mismas veces que sobre la mesa

hay una taza de café

que endulzar con azúcar

morena de bote.

El café es amargo como el despertar

noctámbulos a gritos,

pero huele a Gloria;

a Gloria, sí, aquella vecina del quinto

que siempre dejaba buen olor

al pasar por casa

del vecino del segundo derecha.

Me pregunto cómo estará Gloria;

del vecino, la verdad, no me pregunto demasiado,

sólo si se le habrá curado ya la gonorrea.

Y es que el azúcar morena de bote

casi no endulza el amargor;

para colmo no huele a nada,

incluso huele mal

cuando se le agota el tinte.

Aunque para triste el azúcar

glasé que adorna la ensaimada,

que ni sabe ni huele a nada;

¡como la propia ensaimada!

La próxima vez me hago tostadas

con mermelada y mantequilla,

o compro algo de chocolate,

o mejor algo… ¡con vainilla!

Todo lo que contiene vainilla sabe a Gloria,

salvo aquellas cosas que llevan

entre sus ingredientes azúcar

morena de bote.

¡Decidido! Voy a dejar de comprar azúcar

morena de bote;

es hora de pasarse a la sacarina,

más triste y aburrida, pero más sana…

captura-de-pantalla-2016-09-14-a-las-18-07-05
Google images

*Cuando escribo estas cosas no sé si alguien es capaz de descifrar los enigmas que contienen. No obstante, me encanta escribirlas 🙂

Un abrazo a todos.

 

¿Cuál prefieres?

Estoy en esa espiral

que no me permite

la ubicuidad.

Me olvido de ti

y de mí,

de este blog…

pero nunca de escribir.

De hecho te escribo

en mi mente,

con tinta envolvente,

como las historias que nacen

mirando a la gente.

Por eso amigo,

que lees este blog,

te hago una pregunta:

¿Cuál prefieres

de entre estos dos?…


*Llevo unos días lejos de este foro preparando la salida de mi próximo relato corto en Amazon. Como buen jugador, y yo lo soy, saldrá a la venta en inglés y en castellano. Estoy trabajando la traducción aún, así como posibles portadas. ¿Cuál os gusta más?

*I have been few days away from this blog preparing my next short story, which will be available on Amazon soon. As a good player -and I am one-, the story will be released in English and Spanish. I’m still working on the translation and possible covers. Which kind of cover do you prefer?

Ya no te creo.

Construido hay un muro de sueños

entre demasiados inviernos.

Un muro que no veo y que no siento,

edificado desde abajo con cemento,

con la sangre de obreros harapientos,

de esos que mienten y cuentan cuentos.

Yo no he construido ese muro,

lo hiciste tú con ladrillo puro,

lo hicieron todos los que mirando al futuro

encontraban aquí el lado oscuro.

Dices que existe un muro que yo no veo

será porque aquel día te creí

y, hoy, ya no te creo.

Captura de pantalla 2016-09-02 a las 17.51.05
Google Images